Archivos de etiquetas: calabaza

Magdalenas de calabaza

3 ene

… O como queráis llamarlas, ya que he aprovechado para utilizar el molde de mini bundt cakes que me compré en Noviembre. No podía aguantar un mes más sin utilizarlo y la verdad es que el resultado es gracioso. Sigue gustándome más el formato magdalena, pero bueno, así cambio, que si no siempre es lo mismo y la repostería tiene que ser algo divertido y no monótono!

No sé si os había dicho ya lo que me encanta la calabaza, supongo que sí porque es el ingrediente estrella en otoño. Vale, ya no es otoño, pero siguen estando en su máximo esplendor. Hace unas semanas asé una para utilizarla en mis próximas recetas y por poco me quedo sin una cosa y sin la otra porque una vez que empiezo con la calabaza asada es un no parar. Al parecer esta adicción es genética porque a las mujeres de la familia, menos a mi hermana, nos vuelve locas. Pero mira, mejor tener este vicio que otros más perjudiciales…

El caso es que hoy me he levantado pensando en un bizcocho o en unas magdalenas calentitas, y como hoy tenía tiempo y puré de calabaza en el congelador, me he puesto manos a la obra.

INGREDIENTES

  • 220 g de harina
  • 60 mL de buttermilk 
  • 60 g azúcar
  • 40 g azúcar moreno
  • 200 g  de puré de calabaza
  • 1/2 cucharadita de aroma de vainilla
  • 2 huevos
  • 120 g mantequilla derretida
  • 60 g de nueces trituradas
  • 2 cucharaditas levadura Royal
  • 1/4 de cucharadita de bicarbonato sódico
  • Una pizca de sal
  • Una cucharadita rasa de canela
  • 1/4 de cucharadita de jengibre en polvo

También necesitaréis:

  • Un molde múltiple de magdalenas/muffins de 12 unidades.
  • Pipas de calabaza
  • Mantequilla para engrasar el molde

PREPARACIÓN:

  1. Precalentamos el horno a 200ºC
  2. Engrasamos el molde en el caso de que no vayáis a poner cápsulas y pesamos todos los ingredientes
  3. Mezclamos la harina, los azúcares, la levadura, la sal, el bicarbonato y las especias. Reservamos
  4. Por otra parte batimos los huevos, la mantequilla previamente derretida, el extracto de vainilla, el buttermilk y el puré de calabaza.
  5. Añadimos los ingredientes secos a estos y mezclamos bien. A continuación, introducimos también las nueces.
  6. Vamos rellenando el molde con ayuda de una cuchara. No llenéis hasta arriba, tres cuartas partes. Si tenéis una cuchara de helado os será algo más sencillo.
  7. Ponemos algunas pipas por encima de las magdalenas antes de meter al horno. Las dejaremos unos 20 minutos y comprobaremos con un palillo que ya no manche.
  8. Dejamos enfriar dentro del molde, unos 10 minutos, y listas para desayunar/merendar/picar etc etc!Primerplanomagda

Parece complicada por llevar bastantes ingredientes, pero no es así. La receta de la buttermilk la tenéis en uno de mis post, al que podéis acceder a través de terminología, en la pestaña superior.

Utilizando todos mis moldes...

Utilizando todos mis moldes…

Por otra parte, el puré de calabaza, se puede obtener mediante dos formas. Una es hirviéndola y otra asándola. Hay que quitar las pipas y los hilillos que se forman alrededor de éstas. Una vez hervida o asada, se hace un puré con la calabaza y se deja escurrir toda la noche para que suelte todo el agua que contiene. Si no realizamos este paso, el resultado posterior en cualquiera de las recetas que hagamos no será el deseado. Podéis congelarlo en bolsas de unos 200 g y así podéis disponer de este puré en cuanto lo necesitéis. Es una forma muy cómoda para que no se nos estropee.

Así queda por dentro

Así queda por dentro

20140103_152722

Aún queda alguna en la cocina, así que estáis invitados 😉

Buñuelos de calabaza

4 mar

Los 1 de marzo en Valencia no son solo comienzo de mes, son también el inicio de nuestra fiesta, las Fallas, pues empiezan las mascletaes y las licencias de los puestos ambulantes, cortes e iluminación de calles y la cuenta atrás para los días grandes de la fiesta.Ya se puede ir andando por las calles con aroma de pólvora y aceite caliente que los primeros días nos alimenta y a últimos nos quita las ganas de comer, y esto es un hecho, pues es sabido que en la mayoría de puestos ya no van a cambiar el aceite hasta el día 20 cuando acaben estos días festivos… Por eso y porque tengo muchas ganas, he decidido ponerme manos a la obra con los buñuelos. Con esto no quiero decir que vaya a privarme de las exquisiteces de las cafeterías de toda la vida, pero si aprendo hacerlos, los tendré más a mano y podré rememorar las Fallas durante el año… No creéis? Además, que no puedo desperdiciar las calabazas tan buenas que me planta mi chico :)

Os voy a dar la receta por si queréis hacer como yo y huir de los puestos masificados estas Fallas. Yo me autosuspendo haciendo el agujerito de en medio, a ver si a vosotros os sale. Es la prmera vez en mi vida que hago, digo yo que con la práctica lo conseguiré…

INGREDIENTES:

  • 300g de calabaza asada
  • 125mL de agua templada
  • 20g de levadura fresca
  • 250g de harina (apróx)
  • Aceite de oliva o girasol para freirlos
  • Una sartén honda
  • Azúcar para espolvorear

PREPARACIÓN:

  1. Limpiamos la calabaza,previamente asada. Le quitamos las pepitas la piel. Vamos, toda la parte superior. La templamos en el microondas y hacemos un puré con un tenedor.
  2. Disolvemos la levadura en el agua y y la añadimos al puré de calabaza. Mezclamos hasta conseguir una crema y después añadimos la harina hasta que quede una masa blanda que dejaremos reposar unos minutos.
  3. Con las manos mojadas vamos cogiendo porciones de masa y hacemos un agujero en el medio. Los ponemos en la sartén con el aceite muy caliente.
  4. Conforme se vayan haciendo los ponemos sobre papel absorbente, yo he usado papel de cocina doble. Posteriormente, espolvoreamos con azúcar al gusto.

Qué os parece el proceso? Ya os digo que no es difícil hacer la masa. El agujero del centro ya es otra historia. A ver si tenéis más mañana que yo. Ya os aviso cuando lo consiga, no pienso dejar de intentarlo!

 

Recién sacados de la sartén

Recién sacados de la sartén

COCA DE CALABAZA

22 feb

Hace un mes pensaba en todo lo que haría al finalizar mi último examen de la carrera. Pues bien, llegado el momento las cosas que tengo que hacer se me han acumulado y los momentos para escribir se han reducido. Los que han aumentado han sido los de seguir innovando en la cocina, para eso siempre hay un ratito…

Mi chico me trajo una calabaza buenísima, pensaba asarla y tomarla para merendar, un placer invernal (que no todos van a ser para el verano). Después de sacarla del horno pensé que estaría genial incluida en una coca de llanda de esas tan buenas que hace mi yaya. Me acordé de una riquísima que probé el año pasado en un bar de la calle Adressadors y me puse manos a la obra con la mía.

El resultado, una coca de llanda básica pero con un color diferente. En mi casa no son demasiado aficionados a la calabaza y estaban un poco reacios a probarla, sin embargo no se nota apenas su presencia porque queda muy dulce y esconde un poco el sabor de esta hortaliza que a mi parecer, está riquísima.

Así quedó recién sacada del horno

Así quedó recién sacada del horno

INGREDIENTES:

  • 375g de calabaza asada o hervida (la primera forma queda más gustosa).
  • 375g de azúcar
  • 375g de harina de trigo
  • 5 huevos
  • 3 sobres de gaseosa blancos
  • 3 sobres de gaseosa azules
  • 100g aceite de girasol

PREPARACIÓN:

  1. Asamos, o hervimos, la calabaza. Le quitamos las pepitas y la piel y trituramos 375g con la batidora. Reservamos.
  2. Batimos 5 huevos con el azúcar hasta que haya triplicado su volumen y estén blanquecinos y espumosos. Cuando estén así, agregamos el aceite poquito a poco para que la mezcla no se baje.
  3. Añadimos la calabaza poco a poco y luego los sobres de gaseosa
  4. Tamizamos la harina y la vamos agregando poco a poco moviendo la masa con una espátula para que no baje.
  5. Ponemos la masa en un molde de 35×24 previamente enharinado y engrasado. Le ponemos azúcar al gusto por encima y lo metemos en el horno precalentado a 180ºC 35-40 min. Ir probando con un cuchillo o palillo hasta que ya no manche.

Como veis, es ideal para clima frío aunque entra igual de bien en Valencia con 18 grados de temperatura a final del mes de febrero… Vaya calor! Ya vienen las Fallas y se nota. Nos están saliendo días de mascletà. Si mi chico me vuelve a traer calabaza probaré a hacer buñuelos aunque la receta aún no la tengo. Me sugerís alguna?

Hasta la próxima receta, golosos míos :)

Subió mucho como podéis ver

Subió mucho como podéis ver