Archivo | abril, 2013

Pasteles de queso ligeros

23 abr

Aquí estoy de nuevo después de varias semanas… Esta vez con algo más light que en menos de dos semanas se casa mi hermano y me han prohibido el dulce en casa!

Ya iba avisando en post anteriores del poco tiempo que iba a tener este mes. Aunque me parecía algo exagerado, me quedé corta porque está siendo mucho más estresante de lo que pensaba. Eso sí, no podía dejar pasar un día más sin escribir. “RePOSTear” es una de mis grandes aficiones, es MI momento y está muy bien dedicarse de vez en cuando un rato a nosotros mismos. Es un soplo de aire frío que da energia a cualquiera :)

Dicho esto, ahí va mi receta ligera operación boda-bikini!

INGREDIENTES:

  • 225g de Philadelphia
  • 2 yogurts naturales
  • 2 huevos L
  • 15g de maizena
  • 15g de harina
  • Edulcorante al gusto (Yo puse unos 10 sobrecitos= 10g)
  • Opcional: Algún aroma. Yo utilicé uno de cereza casero comprado en CHIC COOKIES.
  • Decoración: Mermeladas, fideos de chocolate, crocanti…

PREPARACIÓN:

  1. Precalentamos el horno a 175ºC
  2. En un bol mezclamos la philadelphia, los yogurts, los huevos, la maizena, la harina , el edulcorante y el aroma si al final le habéis puesto. Batimos todo bien y vertemos en un molde múltiple previamente engrasado (aunque esto dependerá del material. Yo utilicé uno de mini plum-cakes comprado en la tienda CASA que no necesita mantequilla ni nada para que no se pegue).
  3. Metemos en el horno aproximadamente unos 40 minutos vigilándolo bien porque variará el tiempo dependiendo de si el molde es grande o múltiple. Eso sí, si es de silicona mucho mejor.
  4. Dejamos enfriar un poco, desmoldamos y decoramos. Yo hice algunos con mermelada de arándanos + crocanti y los otros con la mermelada de naranja y chocolate que me regaló Yelp Valencia + fideos de chocolate.

Es un postre ideal para después de las comidas si buscáis no sentiros mal, pero sin obviar el toque dulce que necesitamos para afrontar la primavera, que está siendo fuertecita. Y si no decirmelo a mi, que soy hiper alérgica! :p

 

El resultado con los moldes mini plumcakes

El resultado con los moldes mini plumcakes

 

Esto ha sido todo por hoy. Post cortito, pero me doy por satisfecha por ser el mes que es. Prometo venir con fuerza en mayo!!! :)

Torrijas de vainilla

1 abr

Ya os decía en el post anterior que el sol vuelve a salir antes o después… En mi caso ya ha empezado a salir, y bien fuerte, pues como algunos sabéis, vuelvo a tener trabajo! Empecé el jueves santo y aunque me he quedado sin Semana Santa ha valido totalmente la pena. Tenía ya muchísimas ganas de volver a estar empleada, lo necesitaba! Voy a tener menos tiempo para meterme en la cocina a crear, pero así lo cogeré con más ganas aún si cabe. No obstante cuando una tiene menos tiempo se organiza mejor … En fin, que mis ratitos dulces seguirán estando en mi agenda, corazón y mente. Cuando necesitéis un pastel, aqui estará Raquel! :)

Estas Pascuas me propuse hacer al menos dos de los dulces típicos de estas fechas. De momento he hecho 2 tandas de torrijas, modificando ligeramente la receta tradicional, la que ha seguido mi yaya toda la vida. Probé a hacerlas con un poco de vainilla y la verdad es que les dejó un saborcito muy suave. También acompañó el pan bombón especial torrijas que compré en Alcampo dos días antes.

A ver qué os parece este añadido!

INGREDIENTES:

  • Pan bombón o pan normal de dos días antes a poder ser.
  • Un brick de leche (1L)
  • Ralladura de limón
  • Canela al gusto
  • 3 cucharadas de azúcar (y un poco más para poner por encima)
  • 2 huevos
  • Aceite de oliva (1L aproximadamente)
  • 2 cucharaditas de esencia de vainilla

PREPARACIÓN:

  1. Cortamos rebanadas de pan de la medida de un dedo, más o menos, y reservamos.
  2. Por otra parte, calentamos la leche en un cazo junto la ralladura de limón, la esencia de vainilla y las 3 cucharadas de azúcar. Cuando ya esté un rato en el fuego, apartarla y ponerla en un plato hondo.
  3. Cogemos las rebanadas de pan y las remojamos en el plato de leche hasta que estén bien empapadas. Cuando estén listas, reservar en un plato hasta que el aceite esté bien caliente. Cuando lo esté, cogemos las rebanadas de pan empapadas, las pasamos por el huevo y las metemos en la sartén.
  4. Estarán listas cuando estén de color marrón tirando a oscurito, pero sin pasarse que nuestra intención no es que se quemen, si no que queden tiernas, pero bien cocinadas.
  5. Las vamos poniendo en un plato o en una fuente con papel absorbente. Cuando ya no tengan tanto aceite se les echa una mezcla de azúcar con canela al gusto.

Qué os ha parecido la receta? Tiene muchísimos años, pero sigue siendo toda una tradición hacerlas en Semana Santa. Están muy ricas y es un plato familiar que no debería de perderse nunca, por lo básicas que son y lo buenas que salen.

A ver si tengo un hueco y puedo hacer el dulce pascuero por excelencia de la terreta. He podido degustarlo en un sitio buenísimo al que os recomiendo ir en esta época o en cualquiera del año. Se llama “La Beata Inés” y está en el Mareny de Sant Llorenç, en la carretera que va del Saler hacia Cullera. Pondré fotos en la página de Facebook para que podáis comprobar la pinta que tienen. Pero esto será después de que yo lo haga, si no os destapo la sorpresa… 😉

Primera tanda de torrijas

Primera tanda de torrijas